“La idea del equipo es buscar los 50 puntos y luego cotas...

“La idea del equipo es buscar los 50 puntos y luego cotas mayores”

Christian reconoce el mérito de Anquela en el buen momento del equipo

755
0
Compartir
Christian, el pasado domingo ante el Osasuna (Foto: Álvaro Campo).

El Real Oviedo regresó esta mañana a los entrenamientos tras la jornada de descanso de ayer. La victoria ante el Osasuna ha dejado muy buen sabor de boca, pero el equipo está ya centrado en el partido del próximo domingo al mediodía ante el filial del Sevilla.

Tras la sesión de trabajo, Christian Fernández pasó por la sala de prenda del Requexón, donde habló sobre la extraordinaria racha que están manteniendo los azules, pero también avisó de que no es momento de relajarse. “El equipo necesitaba este golpe de efecto, tanto en lo deportivo como en los puntos, que no estaban yendo de la mano”.

En este sentido “hemos sacado diez puntos al descenso, no se le da valor, pero luego será importante”. Aunque no es hora de lanzar las campanas al vuelo: “Hay que ser cautos y respetuosos con el resto de equipos, sabiendo que, aun teniendo historia, hay que consolidar este proyecto en la categoría. La idea del equipo es buscar los 50 puntos y luego cotas mayores”.

El defensa cree que “hemos logrado trasladar la idea del míster al terreno de juego” y destaca que en esta tarea “estamos todos implicados”. Además, Christian valora positivamente que  “poco a poco estamos recuperando gente, que será importante”.

Conseguir la victoria ante Osasuna era muy importante y por ello el equipo salió entregado desde el primer instante: “Sabíamos de la importancia del inicio, que quien entrase más metido iba a tener más opciones. El equipo respondió desde el inicio y mostró sus intenciones de ganar”. Además de las intenciones y las ganas, “tuvimos la gracia de conseguir el gol en una buena jugada” y, a partir de entonces, “ellos tenían que proponer y nosotros aprovechar las contras. Dimos una muestra de solidez importante que nos ayuda a crecer como equipo”.

Otro factor a destacar es haber dejado la portería a cero, algo que “no es una labor de la defensa, es una labor vital de la gente de arriba. Cuando la gente es capaz de cerciorarse de la importancia de la presión, el equipo da ese paso hacia delante. Todo empieza en esa presión. Para el equipo es muy importante esa labor  y todo pasa por la gente de arriba. Nos dan más tranquilidad y nos hacen ver las jugadas más francas”.

El próximo rival será el filial del Sevilla, “un filial atípico”, según Christian, que “juega bien y compite”. El futbolista cántabro tiene muy claro que “si vamos con la crecida y pensando en la trayectoria que llevamos, volveremos a las andadas. El Sevilla me merece el mayor de los respetos”. Será el primero de los dos partidos que quedan por disputar este año y “tenemos que sumar lo máximo posible para ir con los deberes realizados a la segunda vuelta. Tenemos que enganchar a más gente al Tartiere y que se viva un azul más intenso”.

Christian no quiso olvidarse del principal causante de que el equipo azul esté viviendo esta esperanzadora situación: “”Hacer un equipo cuesta. La aclimatación de los nuevos, un nuevo cuerpo técnico, poner todo eso en funcionamiento es costoso. A día de hoy los méritos hay que dárselos al míster, se le reconoce poco su labor. Quizá no tiene el nombre que sus predecesores u otros estudiosos del fútbol, pero no ha dejado de creer en nosotros y su idea de fútbol. Los futbolistas somos cabezones y no vemos lo que tenemos delante, pero a día de hoy te puedo decir que estamos en la misma senda. Jugadores que a día de hoy tendrían un rol secundario, son protagonistas. El míster tiene todo el mérito, ya que ha conseguido enchufar a la gente, es el éxito del equipo”.