Otra lucha sin cuartel

Otra lucha sin cuartel

El Real Oviedo acude a Vallecas con la moral alta tras la buena imagen ante el líder

406
0
Compartir
Diegui disputa el balón con Álex Moreno en el partido de la primera vuelta (Foto: La Liga).

Casi sin tiempo para asimilar el punto conseguido en El Alcoraz, el Real Oviedo acude a Vallecas (viernes 21.00, Estadio de Vallecas) para afrontar otra lucha sin cuartel en la zona alta de la clasificación. Un calendario caprichoso que ha querido que los azules tengan dos de las peores salidas del campeonato de manera consecutiva.

Pese a este gran hándicap, el equipo de la capital del Principado no pierde la moral ni las esperanzas de conseguir algo positivo frente al Rayo. Al igual que hicieran ante el Huesca, sus armas serán las mismas que vienen exhibiendo en los últimos meses de competición: presión alta, ritmo de juego, llegadas por banda y una defensa férrea, de esas que gustan a Anquela y a la parroquia azul.

La buena noticia para el preparador oviedista es que podrá contar con su once tipo de las últimas jornadas. Semana sin sustos ni tampoco lesiones, lo que es de agradecer vistos los precedentes.

Eso sí, a Vallecas no han podido viajar Verdés, sancionado -en su lugar ha ido Valentini-, y Yaw Yeboah, que todavía no se ha incorporado a los entrenamientos tras el parón navideño. Los motivos de esta ausencia no están claros, aunque parece que el ghanés llegará a Asturias en los próximos días.

Con este panorama, el entrenador del Real Oviedo apostará por la alineación que ya todo oviedista recita de memoria, de esas que quedan en el recuerdo durante muchos años.

Enfrente estará un Rayo Vallecano que contará con alguna baja de consideración, como por ejemplo la del delantero Javi Guerra, que esta semana sufría una microrrotura en el bíceps femoral del muslo izquierdo y que le apartará de los terrenos de juego varias semanas.

Míchel, entrenador local, tampoco podrá contar con Ernesto Galán, lateral derecho de los franjirrojos y que padece problemas en los isquiotibiales. Tampoco estará Raúl de Tomás, que ante el Nástic vio su quinta tarjeta amarilla.

Rayo contra Real Oviedo. O lo que es lo mismo, quinto contra tercero. Un solo punto separa a ambos conjuntos, por lo que una victoria puede suponer un doble golpe. Además, no hay que olvidar que con el comienzo de la segunda vuelta empieza a tener importancia el golaveraje.

El partido comenzará a las 21.00 y será arbitrado por un viejo conocido y nada amigo del Real Oviedo, el vigués Pérez Pallas.