Sin confianzas

Sin confianzas

El Oviedo recibe al riojano Clavijo, del ovetense Jenaro Díaz

410
0
Compartir
Carles Marco (Foto: Álvaro Campo).

El Oviedo Baloncesto abre mañana en Pumarín (18.30 horas, VinxTV) la segunda vuelta de la liga, a la que llega como cuarto clasificado, con once victorias y seis derrotas. El conjunto de Carles Marco cerró una gran primera parte de la temporada con una derrota ante el líder, pero dando la cara en todo momento ante un equipo hecho para el ascenso. El rival será el Clavijo de Logroño, equipo entrenado por el ovetense Jenaro Díaz y al que en el partido que estrenaba la temporada los carbayones se impusieron a domicilio.

El técnico del Oviedo, Carles Marco, afronta este inicio de la segunda vuelta “contento” con el trabajo realizado hasta ahora, aunque consciente de que “se tiene que mejorar más e intentar hacerlo igual o mejor. Si seguimos por este camino y trabajando bien, seguro que las cosas irán a mejor”.

El primer paso para esa mejora hay que darlo ante el Clavijo, sobre el que “tenemos preocupación por todos los jugadores que tienen, por el entrenador, que además de ser muy bueno es de aquí, conoce el club y al ser de la ciudad será especial para él. Estamos preocupados por cómo juegan y los jugadores que tienen, ya que son un equipo que hace las cosas bien y si no estamos preparados nos pueden ganar”.

El preparador de los de Pumarín no se fija en la victoria ante los riojanos de la primera vuelta: “Viene un rival que está igual de necesitado que los demás por ganar y en la segunda vuelta los equipos mejoran. Además, ganamos por un resultado apretado allí y creo que fueron pequeños detalles los que decidieron”. Como siempre, lo principal es que el conjunto carbayón esté “preocupado en seguir mejorando nosotros, hacer las cosas bien y no dar oportunidad a los equipos que vengan aquí en la segunda vuelta. Tenemos que hacernos fuertes en casa”.

El Clavijo no está haciendo una buena temporada lejos de su feudo, donde sólo ha ganado un partido, pero eso no debe hacer que el Oviedo se confíe, pues “si nos confiamos, mal vamos. Ya nos ha pasado alguna vez, que hemos pensado que somos mejores que en la realidad y es cuando caes en jugar mal o pensar que solucionarás el partido de manera individual. Hay que pensar que Clavijo ha ganado cinco partidos, pero pudo haber logrado alguna victoria más y nosotros hemos ganado once, por lo que hay que seguir sumando, haciendo las cosas bien y jugar al 200%”.

Para el partido de mañana, Marco tiene la plantilla al completo, salvo la baja ya definitiva para toda la temporada de Fran Cárdenas. El club siue trabajando para incorporar a otro base en su lugar.

El encuentro será dirigido por los colegiados Germán Francisco Morales Ruiz y Daniel Pazos Pazos.