Debacle en Soria

Debacle en Soria

El Real Oviedo paga sus errores defensivos con una dura y justa derrota frente al Numancia

886
0
Compartir
Mariga, presionado por los locales Pere Milla e Iñigo Pérez (Foto: LaLiga).

Se trataba casi de una final para el equipo asturiano. El resultado, sin embargo, no pudo ser peor para los intereses del Real Oviedo. Los de Anquela caían (3-0) con total merecimiento en un partido en el que apenas propusieron resistencia durante media hora.

Tras el primer gol local, los azules bajaron los brazos de forma incomprensible, recibiendo otros dos goles tras fallos groseros en defensa.

Las cuentas cada vez son más difíciles para un Real Oviedo que hace meses que no da con la tecla. Lo mismo que su entrenador, que prueba y experimenta sin conseguir resultado alguno. Ni siquiera colocar a un lateral como extremo le sirvió para cerrar el peligro por banda del Numancia.

La dura derrota de la jornada pasada obligó al preparador oviedista a cambiar al equipo. Anquela decidió que su equipo necesitaba aire fresco. Introdujo tres variantes, la obligatoria de Verdés por Forlín junto con Diegui y Mossa por Cotugno y Fabbrini.

Parecía que se podía volver a la defensa de tres centrales, pero el pitido inicial colocó a los azules en un 4-4-2, con Mossa en el extremo izquierdo, Saúl partiendo desde la derecha y a Aarón muy cerca de Toché en la referencia ofensiva.

Pese al cambio en los elegidos, el arranque del encuentro recordó mucho a episodios recientes en el Real Oviedo. Un rival mucho más intenso y sabiendo llegar con holgura al área oviedista. Los azules se afanaban por defender cerca de su área, confiando en enlazar un contraataque rápido para llegar a la portería de Aitor Fernández.

Avisó Toché en un saque de esquina de Saúl Berjón, pero Diamanka consiguió desviar la volea del delantero azul. Fue un pequeño aviso que, sin embargo, no evitó la avalancha soriana en el último cuarto de hora de la primera parte.

El cancerbero oviedista evitó el primer tanto tras una espléndida parada a remate de cabeza de Pere Milla. Fue el preludio del 1-0 en el que Pablo Valcarce se plantó solo delante de Herrero, se vio beneficiado por un rebote tras la ayuda de Aarón Ñíguez y terminó cediendo para que Guillermo adelantara a su equipo a placer.

Tres minutos después, al igual que ante el Valladolid, llegaría el 2-0. Su autor sería Pablo Valcarce. El atacante soriano, uno de los futbolistas más bajos sobre el terreno de juego, remataría completamente solo en el área pequeña un saque de esquina ejecutado por Iñigo Pérez. Ni Mariga, ni Verdés fueron capaces de frenar al menudo futbolista berciano.

El 2-0, lejos de ser un castigo excesivamente duro, premiaba la valentía del Numancia durante los primeros 45 minutos. El encuentro exigía una respuesta contundente por parte de los asturianos si deseaban tener alguna opción de llevarse algo positivo de Los Pajaritos.

Sin noticias azules

El paso por los vestuarios no tuvo el efecto deseado. Los azules no mostraron reacción alguna y seguían a merced de un Numancia que cada vez se encontraba mejor y se sentía más cómodo.

Tras la asistencia y el gol de la primera parte, Pablo Valcarce redondeó su actuación con otro tanto en el minuto 53. De nuevo fue en una jugada a balón parado que los asturianos defendieron horriblemente.

El 3-0 fue un palo demasiado duro y el encuentro terminó ahí, pese a que quedaban por delante casi 40 minutos. El Numancia, a excepción de Higinio cuando entró al campo, no quiso hacer sangre y se limitó a frenar las acometidas azules. Con los tres puntos y el golaveraje a su favor, los de Arrasate sacaron todo su temple y experiencia.

Ni Linares, ni Fabbrini, ni Yeboah consiguieron revitalizar a un Real Oviedo que mostró su peor cara el día menos indicado. Por delante quedan 15 puntos y el playoff está a solo 3. Pero, lo que es peor, es que las sensaciones hablan de una distancia sideral con respecto a los equipos punteros de la categoría.

El próximo domingo, en el Tartiere, el Real Oviedo tendrá un encuentro para tratar de reengancharse a la zona alta para las últimas cuatro jornadas o decir adiós definitivamente.

Numancia: Aitor Fernández; Mediana, Carlos, Escassi, Saúl; Diamanka (Pablo Larrea, min 61), Iñigo Pérez; Marc Mateu, Pablo Valcarce, Pere Milla (Higinio, min 78), Guillermo (Manu Del Moral, min 73).
Real Oviedo: Alfonso Herrero; Johannesson, Carlos Hernández, Héctor Verdés, Christian Fernández, Mossa (Fabbrini, min 67); Folch (Yeboah, min 75), Mariga; Aarón Ñíguez (Linares, min 54), Saúl Berjón, Toché.
Árbitro: Pérez Pallas (gallego). Amarillas al local Pablo Larrea y a los visitantes Héctor Verdés, Johannesson, Folch y Linares.
Goles: 1-0 Guillermo (min 33). 2-0 Pablo Valcarce (min 36). 3-0 Valcarce (min 53).